Después de cuatro sesiones de entrenamiento para el Infantil y el Cadete comenzaron los primeros partidos de pretemporada.

Nos visitó el Rivas Futsal, una escuela que pasa por ser de las mejores de Madrid. Era el momento de coger las primeras sensaciones de partido y de poner en práctica lo poco que nos ha dado tiempo a trabajar en las cuatro escasas sesiones de entrenamiento realizadas por ahora.

Gol de Alberto Jr.

Gol de Alberto Gallego al segundo palo

Infantiles de Rivas y del Imperial

Infantiles de Rivas y del Imperial

En el primer partido, el Infantil disputó un igualado encuentro en el que siempre fuimos a remolque en el marcador. Tras unos primeros compases igualados, el rival nos hizo dos goles, uno gracias a una contra y otro en un despiste en una marca de saque de córner. Poco a pocos nos fuimos desperezando y fruto de ello Alberto Escobar, que se vestía por primera vez el escudo del águila bicéfala del imperial, forzó un penalti que él mismo se encargo de materializar en gol. Tras otro nuevo gol de los madrileños, Alo marcó de disparo ajustado y puso el marcado 2-3 antes del descanso. En la reaunudación vimos como el cansancio y la falta de solvencia para sacar el balón jugado nos iba penalizando. Dos nuevos goles en contra nos pusieron el partido muy cuesta arriba pero en ese momento Alberto Gallego puso el definitivo 3-5 final en un partido intenso y típico de pretemporada.

Disparo de Luis ante la mirada de Jaime e Iñaki

Disparo de Luis ante la mirada de Jaime e Iñaki

Foto de familia de los Cadetes

Foto de familia de los Cadetes

El encuentro del Cadete tuvo un guión muy parecido al del infantil. Primeros minutos llenos de nerviosismo y falta de soltura para atacar, con despistes defensivos. Se nos volvió a poner cuesta arriba el partido encajando el primer gol. En ese momento el equipo comenzó a tener más criterio y a asentarse en la pista para comenzar a hilvanar acciones combinativas que iban generando situaciones de superioridad numérica en el campo rival. Gracias a ello Guti y Pirri en dos ocasiones nos dieron ventaja en el electrónico. Al poco de reanudarse el partido después del descanso, el partido se convirtió en un correcalles lleno de imprecisiones por parte de los dos equipos. Las ocasiones iban y venían de una a otra portería. El rival aprovechó las suyas y nosotros vimos como entre el portero rival y los postes impidieron que nos llevásemos el partido. En ese momento Carlos “Gonchi” marcó en dos ocasiones, ajustó del todo el marcador final para acabar en un igualado 5-6.

En definitiva mucho por lo que esperanzarse, muchos jugadores debutando en el club y mucho por mejorar.

Ya hemos arrancado. Abrocharos los cinturones que esto tiene buena pinta…